Los procesos juegan un papel decisivo en la industria manufacturera. Conceptos tales como Lean, Six Sigma y Kaizen se han extendido por todo el mundo para medir la calidad de los procesos y para mejorarlos continuamente.

Sin embargo, las secuencias de trabajar por pasos no sólo son importantes para la producción. La gestión de procesos es un tema que es de gran relevancia en todas las diferentes áreas de la organización. Desde la investigación y el desarrollo de las compras, hasta la logística, las ventas y los servicios – una fluida cooperación entre todas las partes lleva a la organización a una posición de partida ideal.

Una gestión de la calidad a nivel profesional garantiza el cumplimiento de los procesos de trabajo, de los procedimientos (Procedimientos Operativos Estándar) y de la mejora continua. Un sistema de control interno (ICS) conecta los procesos, los riesgos y los controles y proporciona seguridad en las operaciones comerciales.